Tips para aumentar la productividad de la empresa

Céntrate en su organización

Este aspecto es algo básico en el que se tiene que centrar cualquier empresa pero muchas se olvidan de ello. En este aspecto nos encontramos la manera para priorizar que es lo más importante de nuestro negocio, como optimizar la logística de cara al cliente, saber elegir a los clientes prioritarios.
Además, también es muy importante repartir la carga de trabajo entre los diferentes departamentos para no sobrecargarnos o saturar a los empleados.
Es una tarea complicada porque podemos necesitar hasta de varios años para poder llevarla a cabo.

Horarios flexibles

Aunque podamos pensar que el horario es algo inflexible… lo cierto es que no tienes que verlo de esa manera. Si conseguimos llegar a un acuerdo con nuestros empleados en cuanto a los horarios (unos que nos vengan bien a nosotros y también a ellos) podemos conseguir unas salidas y entradas más productivas.
Es una buena manera para acabar con las horas punta de trabajo donde se pierde mucho tiempo en llegar desde un punto a otro.
Al igual que en el punto anterior tendremos que hacer un esfuerzo para adaptarnos a los diferentes horarios pero puede valer la pena hacerlo.

Productividad por tareas

Es muy importante que midamos la productividad por las tareas que hayan realizado los usuarios no por el tiempo que han tardado en hacerlas. Además, evita en todo momento que tus empleados tengan que alargar tu jornada laboral porque este puede llegar a ser el primer paso hacia la destrucción de tu empresa.
Si tus empleados, que son los que realmente la van a llevar, no se sienten cómodos a la hora de hacer el trabajo seguramente verás cómo desciende la productividad de forma inmediata.